miércoles, 22 de diciembre de 2010

AROMACOLOGÍA Y AROMATERAPIA


Los aceites esenciales son mezcla de gran variedad de sustancias químicas biosintetizadas por las plantas y que proporcionan el aroma característico a muchas plantas, flores, e incluso a ciertos extractos de origen animal como el almizcle, son intensamente aromáticos, formados químicamente por terpenoides volátiles, las sustancias responsables del aroma contienen grupos funcionales como aldehidos, cetonas, alcoholes, ésteres...

Las plantas elaboran este tipo de aceites para protegerse de enfermedades, ahuyentar insectos depredadores, y atraer a los insectos que les resultan beneficiosos para la polinización.
Los aceites esenciales se pueden encontrar en distintas partes de la planta:
-En las flores como lavanda, jazmín y rosa.
-En todo el árbol como el eucalipto.
-En las hojas como la citronela.
-En la madera como el sándalo.
-En la raíz como el vetivert.
-En la resina como la mirra, y el incienso.
-En la cáscara de los frutos como el limón, naranja y bergamota.

Los aceites esenciales son delicados pues son volátiles, frágiles y alterables a la luz. Se obtienen por procesos naturales y también por procesos sintéticos.

Los aceites esenciales de diferentes plantas han sido usados para propósitos terapéuticos desde hace cientos de años. Chinos, hindúes, egipcios, griegos y romanos usaron los aceites esenciales en cosméticos, perfumes y medicinas. En Mesoamérica eran utilizados los aromas de las flores y algunas plantas en infusiones para baños corporales.

Hipócrates utilizaba sahumerios fragantes para desembarazar a Atenas de la peste y los soldados romanos se bañaban en aceite aromático y se masajeaban regularmente con la creencia que ello les mantenía fuertes.

La Escuela Española es la más antigua de todas las Escuelas de Aromaterapia. Nace en los siglos IX, X y XI en la España Hispano-Árabe, donde convivían árabes, judíos y cristianos. Las raíces del arte de la perfumería y la cosmética en Europa están en España, adonde se desplazaron sabios y estudiosos de toda Europa, entrando por el camino de Santiago, para aprender de los maestros alquimistas españoles. Los alquimistas decían que los aceites esenciales son el alma de las plantas, su parte más luminosa y energética. Según ellos la eficacia de los tratamientos aromaterapéuticos dependía de la pureza y calidad de los aceites esenciales.

Se cree que la aromaterapia pasó a Occidente en los tiempos de las Cruzadas. Los registros históricos muestran que los aceites esenciales se utilizaron durante la peste del siglo XIV. En los siglos XVI y XVII la aromaterapia era popular entre los grandes herbolarios europeos, pero hasta los siglos XVIII y XIX los científicos no fueron capaces de identificar muchos de los compuestos específicos de la química vegetal. La investigación permitió a los científicos extraer los compuestos activos de las plantas medicinales, lo cual condujo al desarrollo de medicamentos farmacéuticos y al rechazo de la medicina vegetal.

Para 1920 la dedicación de Rene-Maurice Gattefossé, químico francés, descubrió las propiedades medicinales del aceite esencial de lavanda cuando lo aplicó a una quemadura sobre su mano después de sufrir un accidente en su laboratorio, e inicio una modesta revitalización de los aceites vegetales. En 1928 Gattefossé, acuñó el término "aromaterapia" para resumir el efecto curativo de los aceites esenciales.

Más tarde el Dr. Jean Valnet, cirujano de la armada francesa, utilizó con éxito los aceites esenciales para tratar a los soldados heridos en combate y a los pacientes de un hospital psiquiátrico. En 1964 Valnet publicó Aromathérapie, que aún muchos consideran la Biblia de la aromaterapia.

Para los años 1950 Margarita Maury, terapeuta de la belleza y bioquímica austriaca, introdujo la idea de utilizar los aceites esenciales en el masaje y establecieron las primeras clínicas de aromaterapia en Bretaña (Francia) y en Suiza. Posteriormente algunos fisioterapeutas, enfermeras, cosmetólogos, masajistas, doctores y otros profesionales de la salud empezaron a utilizar los aceites esenciales como alternativa en vez de antibióticos.

(Básicamente la Aromacología es la ciencia que estudia la influencia de los aromas o fragancias en la psicología del ser humano dedicándose a investigar las interrelaciones entre los aromas y los efectos que nos producen en nuestras emociones y la Aromaterapia es el uso de los Aceites esenciales tanto a nivel olfativo como tópico con un objetivo curativo, por lo que a mi entender ambas ciencias se superponen en muchas ocasiones, ya que una persona emocionalmente equilibrada, tranquila y feliz es menos propensa a adquirir enfermedades psicosomáticas.

En el mercado encontramos Aceites esenciales destinados a ser utilizados “únicamente” en Aromacología, beneficiándonos de sus propiedades solo por medio de la inspiración de sus fragancias y Nunca los hemos de utilizar para uso tópico (sobre la piel), para ello ya existen otras línea de Aceites esenciales destinados a la Aromaterapia que se pueden utilizar para ambos usos. Hernat)

Efectos:

Algunos de los efectos psicológicos de los aceites esenciales:

  • Relajantes: enebro, cedro, mandarina, manzanilla, mejorana, mirra, nerolí, rosa, sándalo y vetiver.
  • Equilibradores: albahaca, bergamota, geranio, incienso y lavanda.
  • Estimulantes: angélica, canela, cardamomo, clavo, eucalipto, hinojo, jengibre, lima, menta, naranja, palmarosa, petit grain, pimienta negra, pino, pomelo y romero.
  • Antidepresivos: albahaca, amaro, bergamota, clavel, geranio, ylang-ylang, incienso, jazmín, lavanda, lima, limón, mandarina, manzanilla, naranja, nerolí, pachuli, palmarosa, petit grain, pomelo, rosa y sándalo.
  • Afrodisíacos: amaro, angélica, canela, cardamomo, cilantro, clavel, clavo, gálbano, ylang-ylang, jazmín, jengibre, madera de cedro, nerolí, pachuli, romero, rosa, sándalo y vetiver.
  • Anafrodisíacos: alcanfor, mejorana.
  • Estimulantes de la mente: albahaca, cardamomo, cilantro, eucalipto, menta, pino y romero.

Selección de Esencias:

Albaricoque
Prunum Armeniacum
El albaricoque es el fruto del albaricoquero, originario del noreste de China. Su aceite suaviza y protege la piel, el aroma frutal, combina bien con esencias frutales como limón y naranja.

Azahar
Citrus Vulgaris
Azahar proviene de la palabra al-azahar que significa flor blanca propia de la costa mediterránea. Es la flor del naranjo y su aroma calma el estado anímico y ayuda a conciliar el sueño por su efecto relajante.

Bergamota
Citrus Bergamia
La bergamota es una fruta cítrica que se produce principalmente en Italia, su sabor es agrio y la piel se utiliza para crear aceite. El aroma cítrico, activa el estado anímico por su agradable, suave y fresca fragancia. Se usa en cosméticos, baños, aceites de masaje y perfumes. Combina bien con esencias cítricas, albahaca, incienso y lavanda. Como el resto de esencias cítricas no debe usarse antes de exposición a los rayos solares o UV por la posibilidad de producirse reacciones fotosensibles.

Cacao
Theobroma cacao
El cacao es el fruto del cacaotero, árbol procedente de América del Sur. El cacao contiene antioxidantes y de él se obtiene el chocolate, para ello se procede a la fermentación y secado del cacao, se mezcla azúcar con los dos subproductos del cacao que son la pasta de cacao y la manteca de cacao y se obtiene así el chocolate. El aroma a cacao, ejerce una función euforizante, estimulante y vigorizante además de considerarse afrodisíaco.

Canela
Cinnamomun verum
El árbol de la canela es el canelo y se aprovecha como especia su corteza interna, extraída pelando y frotando las ramas. La canela se utiliza en rama o molida. Se cultiva en Sri Lanka, India, sur de China, Madagascar, y Brasil. La canela de aroma floral, cálido y especiado resulta estimulante, tonificante y afrodisíaco. Puede llegar a ser irritante. Combina bien con esencias cítricas, incienso y esencias especiadas.

Cereza
Prunus cerasus
La cereza es originaria de Europa y Asia occidental. Su aroma frutal es dulce con notas agrias, como todo aroma frutal nos recuerda a la propia fruta.

Coco
Cocos nucifera
El cocotero del cual procede el coco es la palmera más cultivada a nivel mundial. El aroma del coco es frutal, tropical, dulce y penetrante, un tanto empalagoso, que recuerda al agua de coco, muy natural y que se caracteriza por su perdurabilidad.

Eucalipto
Eucalytus Globulus
El eucalipto es un árbol perteneciente a la familia de las Mirtáceas, originario de Australia. El aceite esencial es rico en pineno, alfa-pineno, alfa-felandreno, beta-pineno, gamma-terpineno, canfeno, eucaliptol, pineol, entre otros. Su aroma penetrante, y altamente refrescante se le considera descongestionante. Combina bien con lavanda, limón, pino y romero.

Frambuesa
Rubus Idaeus
La frambuesa roja es el fruto del frambueso, arbusto pertenece a la familia de las rosáceas, procede de Grecia. El aroma de este fruto es agridulce y muy aromático.

Jazmín
Jasminum Officinale
El jazmín, es la flor del perfume, es de origen árabe y se le denominó como “yasmin”. Pertenece a la familia de las Oléaceas, sus flores son blancas y en algunas especies amarillas. Su aroma produce una gran variedad de sensaciones puesto que se le considera floral, cálido, animal, especiado, frutal o a licor, así pues, resulta persistente, creando ambientes relajantes y calmantes, es extremadamente dulce y embriagador si se usa en exceso. Se le considera también afrodisíaco. Combina bien con gran variedad de esencias, sobre todo florales y cítricas.

Lavanda
Lavandula Officinalis
La lavanda pertenece a la familia de las Lamiáceas., con flores violáceas, es muy habitual de las cuencas mediterráneas. Aroma floral, crea un ambiente discreto y delicado, con efectos equilibrantes, tonificantes y relajantes por lo que ayuda a conciliar el sueño. Por tradición se le considera un aroma ahuyentador de insectos. Combina bien con la mayoría de aceites esenciales, sobretodo florales y cítricos.

Limón
Citrus Limonum
El limón es el fruto del limonero, un árbol de la familia de las Rutáceas, y originario de Asia. El aroma del limón es frutal, cítrico, y ácido, debido a esto, activa, estimula, vitaliza los sentidos y purifica el aire. Combina bien con todas las esencias cítricas, esencias florales, y eucalipto e incienso. Como el resto de esencias cítricas no debe usarse antes de exposición a los rayos solares o UV por la posibilidad de producirse reacción fotosensible.

Manzana
Malus domestica
La manzana es el fruto del manzano y pertenece a la familia de las Rosaceae. Aroma fresco y acidulado, inconfundible, característico a la propia fruta, recuerda a los espacios abiertos y al campo.

Mandarina
Citrus Nobilis
La mandarina es el fruto del mandarino, la mandarina contiene gran cantidad de vitamina C, flavonoides y aceites esenciales. Procede de zonas tropicales de Asia. Es muy aromática, con notas cítricas, y dulces por ello se le considera un aroma refrescante, revitalizante y tonificante. Combina bien con otras esencias cítricas y especiadas. Como el resto de esencias cítricas no debe usarse antes de exposición a los rayos solares o UV por la posibilidad de producirse una reacción fotosensible.

Menta
Mentha piperita
La menta o toronjina es similar a la Hierbabuena, perteneciente a la familia Lamiaceae y originaria de Asia. Su aroma es intenso y agradable por el mentol de su esencia, es energizante, descongestionante y refrescante.

Mora
Rubus Ulmifolius
La zarza es un arbusto sarmentoso perteneciente a la familia de las Rosáceas, sus frutos son las moras o zarzamoras. La esencia es de aroma del bosque, afrutado y muy dulce.

Musgo Blanco
Malva moschata alba
El aroma a musgo blanco o almizcle es el nombre dado al perfume obtenido a partir de una sustancia de fuerte olor, segregada por una glándula del ciervo almizclero, también por otros animales y plantas con un aroma similar. Su aroma es fuerte, persistente y duradero. Se le considera estimulante y afrodisíaco.

Romero
Rosmarinus Officinalis
El romero es un arbusto que nace en las zonas mediterráneas del sur de Europa, norte de África y en Asia menor. El aceite esencial de romero contiene pineno, canfeno, borneol, cineol, alcanfor y limoneno, su aroma herbal, estimula y tonifica.

Rosa
Rosa
La rosa es la flor del rosal, un arbusto espinoso y florido perteneciente a la familia de las rosáceas, originario de las zonas templadas del hemisferio Norte. El aroma a rosa es característico a esa flor, se le considera floral, calmante y refrescante. Muy valorado en perfumería por su suave fragancia.

Té verde
Tea Sinenesis
El té verde procede de la Camellia Sinensis, el aroma a té verde es fresco vegetal, juvenil, y muy natural, activa y refresca. Combina bien con aromas frescos y cítricos.

Vainilla
Vanilla Planifolia
La vainilla es el fruto de un tipo de orquídea, es originaria de México, extendida por todos los trópicos y uno de los mayores productores es Madagascar. Su aroma característico es debido a la vainillina, este aroma está ampliamente extendido se le considera estimulante aromático y afrodisíaco. Combina bien con aromas orientales y especiados.

Fuentes:

Flor de Mayo (www.flormayo.com) y Wikipedia


4 comentarios:

  1. La aromoterapia, es una ciencia que es totalmente inocua, con efectos considerables, de regulación. confort, alivio y equilibrio; muy interesante para compensar la vida estresante que llevamos. R.M.

    ResponderEliminar
  2. esto de la aromaterapia es bien interesante ah que practicarlo para nuestro beneficio

    ResponderEliminar
  3. la aromaterapia es un tema muy importante para aplicarlo para nuestra propia salud

    ResponderEliminar
  4. Cordial saludo
    estoy muy interesado de ingresar al mundo de los aromas con esencias naturales, pero en mi pais Colombia son muy costosas estas esencias.
    ¿que puedo hacer para conseguir mas economia en estas esencias?
    Gracias, Javier Azuero

    ResponderEliminar